Youkoso Jitsuryoku Shijou Shugi no Kyoushitsu e Volumen 7.5 - Epílogo


EL DESTINO DE LA FLECHA 



En este día, Navidad. Los estudiantes que tienen sus actividades en el club ya se han ido de la escuela y van de regreso. Si alguien me pasara de largo, probablemente sería un profesor. No, incluso eso sería muy improbable. En esta escuela no hay luces encendidas que puedan considerarse como iluminación. 



— Hace frío. ¿Aún no ha llegado? 

— Se supone que ya es hora. 

Ya han pasado 20 minutos desde la hora prometida de la reunión. Y aún no hay señales de nadie en los alrededores. 

— Después de llamarnos, ¿llega tarde? Es bastante audaz. 

— ¿Quizás, al llegar tarde, están sopesando nuestra situación? 

— ¿Qué pasa con eso? ¿No es eso injusto? ¿Confirmar así la identidad de Kiyotaka y regresar? 

— Probablemente le gustaría hacer eso, pero creo que eso es imposible. 

Creo, con un cierto grado de certeza, que entrará en contacto con nosotros. Sin embargo, me gustaría un poco de sabor aquí para asegurar que el “grado aceptable” sea realmente cierto. Esa es la presencia de Karuizawa a mi lado. Si apareciese solo en este lugar tan poco concurrido, le permitiría comprobar que yo soy el colaborador. Sin embargo, hoy es Navidad. A pesar de que es muy pequeña, todavía existe la posibilidad de que seamos una pareja sin relación a esto tratando de pasar un tiempo a solas, los dos solos, y que por casualidad vinimos aquí juntos. 

Aunque pensara esconderse y ponerse en contacto conmigo por teléfono a través de un número desconocido, la batería de mi teléfono ya se ha agotado. En otras palabras, si desea confirmar mi identidad, tendrá que llamarme directamente. Mientras Karuizawa y yo permanecíamos uno al lado del otro bajo el cielo helado y esperábamos pacientemente, un estudiante se nos acercó. 


Recordé a ese estudiante. 

En el momento en que nuestros ojos se encontraron, comprendí inmediatamente que esta era la persona con la que hablé por teléfono. Fue algo inesperado.... así es como debería decirlo. Es una persona así. No era como si nos hubiera llamado todavía. También existía la posibilidad de que estuviera aquí solo. Por supuesto, esa probabilidad cada vez más improbable fue rechazada de inmediato. 

— Te he hecho esperar. 

— Yo también acabo de llegar, Vicepresidente Kiriyama. 

En el instante en que pronuncié ese nombre, pareció sorprendido, pero al instante volvió a su seria expresión. Primero veamos la actitud que tomará. 

— Parece que ya has reunido información sobre el consejo estudiantil hasta cierto punto. Si recuerdo bien tu nombre es.........Ayanokouji, ¿verdad? 

No es extraño que Kiriyama, que estaba al lado de Nagumo durante nuestra conversación de hoy, recordara mi nombre. 

— Nunca esperé que el que dirigiera sus colmillos hacia el Presidente Nagumo fuera su Vicepresidente. 

— Antes de hablar de eso, me gustaría preguntar una cosa. 

Usando sus manos para bloquear mis palabras, dirigió su mirada hacia Karuizawa. 

— ¿Quién es esa estudiante de allí? No he oído hablar de ella antes. 

— Ella es mi compañera de confianza. 

Karuizawa parecía un poco emocionada por eso, pero pronto endureció su expresión. 

— Una situación en la que no tengo otra opción que confiar en un estudiante de primer año es patética. 

Aún después de ver lo anormal aquí, a Karuizawa, Kiriyama eligió mostrarse sin intentar esconderse. Es una prueba de que está simplemente muy insatisfecho con la administración de Nagumo o que cree demasiado en el mayor de los Horikita. 

— Entonces, ¿vamos al grano? Me gustaría evitar prolongar esta conversación. 

— Igualmente. Siento que estoy a punto de resfriarme aquí. 

— En primer lugar, Nagumo y yo nunca vimos las cosas de la misma manera. El hecho de que también me uniera al consejo estudiantil fue porque idolatraba la existencia de Horikita-senpai. Como senpai de la misma clase A. Por supuesto, ahora es la antigua clase A para mí. 

El hecho de que Kiriyama hubiera sido derrotado por Nagumo y cayera a la Clase B. Si asumo que el hecho de que se uniera al consejo estudiantil también se debía a la influencia del mayor de los Horikita, no es de extrañar que se las haya arreglado para mantener su puesto como Vicepresidente. 

Por el contrario, me sorprende más Nagumo, que ha mantenido a Kiriyama, que se le opuso, como vicepresidente. 

— Quería evitar que Nagumo asumiera el cargo de presidente del consejo estudiantil, pero eso fue una tarea imposible, hacía tiempo que estaba fuera del alcance de mi poder. Es una historia patética. 

— La historia de que el Presidente Nagumo ha reunido a todo el cuerpo estudiantil de segundo año como sus aliados, ¿cuánto de eso es cierto? 

— Casi todo es real. Naturalmente, hay quienes en el interior no están exactamente satisfechos con él, pero no lo suficiente como para votar en su contra. Se han resignado a obedecerle. 

— Oye, Kiyotaka. Entiendo la parte de unir a la clase, pero ¿es posible aliarse con otras clases? ¿No estamos compitiendo todos mientras aspiramos a la Clase A? 

— Estoy seguro de que el vicepresidente Kiriyama explicará esa parte. 

— ....Nagumo nos prometió reformas. Los que superen las barreras entre las clases, ha dicho que los estudiantes con la capacidad de hacerlo serán ascendidos a la clase A. Como resultado de la guerra de facciones en la clase que le siguió, hay muchos estudiantes insatisfechos por haber caído a las clases más bajas. 

A Karuizawa, que ladeó un poco la cabeza, añadí. 

— Si tengo que decirlo de forma sencilla, se refiere a tipos como Horikita y Yukimura. 

— Ya veo. 

Si estuvieran ellos solos, seguramente habrían podido subir a la clase A, estudiantes que piensan que de esa manera pueden convertirse en aliados, incluso entre clases. 

— Pero solo eso no es suficiente, ¿verdad? También hay muchos estudiantes de las clases bajas que carecen de cualquier tipo de capacidad. 

— Si crees en las palabras de Nagumo, cada estudiante tendrá su oportunidad, según parece. Los detalles de eso, ni siquiera yo los sé. 

— ¿No es eso sospechoso? 

— Aunque sea sospechoso, no hay otra opción más que creerlo. Las clases debajo de la B ya están en crisis, ya que la brecha de puntos de clase entre su clase y la clase A se ha ampliado claramente. 

El hecho de que Nagumo hiciera aliados a todos los de segundo año, me hizo sentir como si ahora entendiese más o menos. Pero si ese es realmente el caso, la presencia de Kiriyama resulta incomprensible para mí. 

— ¿No debería el vicepresidente Kiriyama apostar también por esa “oportunidad”? Si luchas contra el presidente del consejo estudiantil y pierdes, eso te impedirá regresar a la clase A, ¿no es así? 

— Si realmente existe esa “oportunidad”, también puede ser una opción. Sin embargo, no creo que Nagumo realmente ofrezca ese tipo de “oportunidad” a todo el mundo. No hay forma de que lo haga. Si la graduación de la Clase A está garantizada y las cosas se ponen en su contra, no podrá volver atrás. 

Así que esa es su razón para enfrentarse a Nagumo. 

— En el momento en que Nagumo asumió la presidencia del consejo estudiantil, ¿no pensaste en abandonarlo? 

— Normalmente uno no tendría ganas de trabajar con una persona a la que se opone, ¿verdad? 

— Si me hubiera ido, ¿qué habría pasado? Si me voy, Nagumo se pondrá mucho más engreído. Si ese es el caso, entonces al menos puedo espiarlo y recopilar información de esa manera, y encontrar una abertura, es lo que pensaba. Creí que si le daba a Horikita-senpai esa información, seguramente le sería útil. 

Mientras hablaba con franqueza, el Vicepresidente Kiriyama se deja llevar por su frustración. 

— Dejando que las tradiciones de esta escuela se pierdan así, estando a su lado y sin poder hacer nada más que apretar los dientes, ¿entiendes lo miserable que me siento? 

Desafortunadamente no lo entiendo. Kiriyama también, desde el principio, seguramente no pensó que simpatizaría con él. 

— No hay forma de que lo entiendas ¿eh?... entre los estudiantes de primer año como tú, probablemente no hay ni uno solo que sea como Nagumo. 

Aunque aún no hemos escuchado la historia completa, Kiriyama continuó con su charla. 

— Pero no es como si no tuvieran nada que ver. En este momento, Nagumo sigue siendo cauteloso con Horikita-senpai y el tercer año. Porque si les da una oportunidad, son una existencia que podría amenazar su posición. Pero una vez que se gradúen, eso también desaparecerá, y una vez que eso suceda, sus próximos objetivos serán, sin duda, ustedes los de primer año. 

— Aunque digas eso, ¿es posible que nos enredemos con los estudiantes de último año de esa manera? 

Incapaz de entender por qué seríamos blanco de ese tipo de ataques, Karuizawa inclinó la cabeza. 

— A los estudiantes que no se alineen, les impondrá castigos despiadados. Esa es la forma en que Nagumo hace las cosas. 

— ¿Qué quieres decir con eso? 

— Aunque seas de primer año, si estas en contra de Nagumo, eso significa que serás acosado. 

— Entonces es el peor presidente del consejo estudiantil. 

Sin embargo, también existe la posibilidad de que uno reciba privilegios al obedecerlo. Ya que los estudiantes que habían sido rivales de Nagumo durante 2 años se habían alineado y le obedecen, entonces debe poseer un buen grado de competencia y capacidad de persuasión. 

— Estar en contra o lo que sea, ¿no es raro involucrarse con el presidente del consejo estudiantil? 

— Ese fue el caso hasta el segundo semestre. A partir de este momento, nuestras oportunidades de interactuar con los estudiantes de último curso aumentarán constantemente. Durante todo el año, a partir del tercer semestre, se realiza un examen especial en el que los alumnos de primero a tercer año estarán todos juntos. Algo similar se repetirá. Tal como fue para nosotros el año pasado. En otras palabras, entre el primer y el segundo año, y dependiendo de la situación, es posible que incluso haya que luchar contra el tercer año. 

En otras palabras, si las cosas van según lo previsto, en enero estaremos en contacto con estudiantes de último curso de los que tenemos poco conocimiento. En el festival deportivo, hubo un intercambio en el que los años escolares se cruzaron, pero apenas hubo oportunidades para interactuar directamente con ellos. 

— Es muy probable que en ese momento, Nagumo reduzca las amenazas individuales de los de primer año. 

Amenazas individuales, es decir, estudiantes que puedan amenazar su posición. Si ese es el caso, en ese campo de batalla, me gustaría terminar con esto sin llamar la atención. 

Es desafortunado que me sienta como si ya estuviera en una situación en la que ese deseo no se cumplirá. 

— ¿Entonces el contenido del examen del año pasado? 

— Probablemente no tiene nada que ver con el examen especial de este año. La mayoría de los exámenes especiales se realizan de manera que cada año son muy diferentes. No será útil. 

— Aun así, siento que sería mejor que lo supiera, puede que me resulte ventajoso. 

— Puede que sea así. Pero, por desgracia, no puedo responder a eso. Aunque seas el estudiante que Horikita-senpai ha nominado, no puedo entrar en conflicto con las reglas de esta escuela. Si este hecho se revelase, tendría que estar preparado para la expulsión. No puedo romper este tabú. Y no tengo intención de quebrantarlo. 

Más aún si es de la facción Horikita que tiene en alta estima las reglas creadas por esta escuela. 

— Tengo un senpai muy problemático. 

Expresé mis sentimientos sinceros. 

— En cualquier caso, el número de maneras de quitar a Nagumo de su puesto de presidente del consejo estudiantil es limitado. Ni siquiera necesito decirlo, pero expulsarlo es la manera más segura, pero la realidad no es tan conveniente. Entonces lo siguiente sería hacer público el hecho de que no está calificado para servir como presidente y sacarlo por la fuerza de su cargo. Si ya no es el presidente del consejo estudiantil, estudiantes de segundo año dispuestos a lavarse las manos de Nagumo seguramente aparecerán y no habrá ningún efecto en los estudiantes de primer año ni en los recién llegados que se matricularán el año que viene. 

En resumen, no sé qué clase de estudiante es Nagumo Miyabi. Aunque le pregunte a Karuizawa que está a mi lado, seguramente tiene la misma impresión. Es sólo que no hemos tenido ningún contacto con los otros años escolares hasta el punto de no poder tomar una decisión. Alguien que es excepcionalmente elevado por su entorno y es cauteloso, además de ser respetado y envidiado por Hirata. Sólo puedo concluir que no es un estudiante ordinario. 

Originalmente, hubiera sido más conveniente encontrar estudiantes de segundo año que compartan la misma opinión que Kiriyama y derrocar a Nagumo de esa manera. Bueno, como eso ya no es posible, significa que los problemas también se presentan en el primer año. 

— Hacer que lo expulsen o que lo saquen de la presidencia, todo esto es una charla peligrosa, ¿no? 

— Incluso cuando un enemigo problemático está a la vista, ¿no recurrirás a esas medidas? 

— No lo he pensado ni una sola vez. 

A mi lado, Karuizawa por un momento me miró con suspicacia, pero la ignoré. 

— Entonces, ¿me vas a dejar ver cómo realizas un asalto directo? Si puedes manipular a Nagumo para que renuncie como presidente del consejo estudiantil por sí solo, entonces ese es el mejor resultado, pero ni siquiera necesito decirte lo difícil que será. 

Este estudiante conocido como Kiriyama, no sé hasta dónde puedo confiar en él. A juzgar por la actitud que está tomando hacia Nagumo, no hay duda de que definitivamente alberga emociones negativas, odio, hacia él. Pero también puedo ver partes de sus afirmaciones que están formuladas convenientemente para sí mismo. El que esto se haya hecho intencionadamente o no está sujeto a cambios, pero en este momento no tengo suficiente material para llegar a una conclusión. 

No debería revelar nada aparte de mostrarle la carta que es Karuizawa. 

— Eres libre de expresar tus deseos, pero seremos nosotros los que decidamos qué hacer. 

— Así que no es tan fácil confiar en mí, ¿verdad? 

Naturalmente, Kiriyama también terminó notando nuestra desconfianza. 

— Yo también, creo que he exagerado. No hay necesidad de que asuma la responsabilidad de no ser capaz de detener a Nagumo, pero no podía permitir que mis kouhais vieran el mismo infierno. Esos son mis pensamientos genuinos. 

Así que está cuidando de sus kouhais, ¿eh? Esto es difícil de creer tan repentinamente. Es sólo que confía en los de primer año a regañadientes porque no hay suficientes recursos humanos para derribar a Nagumo entre los de segundo año. Siente la responsabilidad de no poder detenerlo. Me preguntaba qué iba a decir, pero esta vez es por sus kouhais. 

Comparado con esto, le habría dado más credibilidad si nos hubiera dicho que espera volver a la Clase A eliminando a Nagumo. 

Supongo que esconder la horrible verdad y jugar al santo es también la naturaleza humana. 

El hecho de que el contenido de esto, lo use para dejarlo vivir o para matarlo, depende de mí, es lo que él quiere decir. Kiriyama también parece haber percibido que no estoy metido en esto más allá de lo que él espera y casi pareciera como si se hubiera dado por vencido a la mitad. A pesar de que me dará información, parece que pretende evitar poner cantidades excesivas de expectativas en mí. 

— Para ser franco, la impresión que das no es nada. Si no fuera por el relevo con Horikita-senpai durante el festival deportivo, seguramente no estaría aquí solicitando formalmente tu ayuda. De hecho, la razón por la que Nagumo ha empezado a prestarte atención es también por ese relevo. 

Esa es la única “verdad” que hizo que Kiriyama hiciera su jugada. Si hubiese sabido de antemano lo de Nagumo, yo tampoco habría hecho algo tan llamativo durante el relevo. Esa elección me ha llevado a encontrarme con Kiriyama de esta manera. 

— Si alguna vez te considero indigno de compartirte información, me retiraré inmediatamente de esto. 

— Si no lo haces, ¿significa que Kiriyama-senpai estaría en peligro? 

En respuesta a esa pregunta de Karuizawa, Kiriyama no dijo ni una palabra y asintió en silencio. Debe estar insatisfecho, este debe ser el equilibrio de poder actual entre Nagumo y Kiriyama. 

— Y una cosa más, de ahora en adelante nunca más me reuniré directamente contigo en persona. Crearé una cuenta de correo al azar y me mantendré en contacto de esa manera. 

También estoy agradecido por eso. La comunicación por correo gratuito es la mejor. 

— Y entonces.... si por casualidad, mi alianza contigo fuera descubierta por Nagumo debido a tu ineptitud, haré que entiendas lo que pasará. 

No lo dijo en voz alta, pero significa que me arrastrará con él. Si hubiese alguien de primer año esforzándose por derrocar a Nagumo, entonces iría tras él. Habiendo terminado de decir lo que quería decir, Kiriyama se fue rápidamente. 

— ¿No crees que de principio a fin, había un mal presentimiento en esto? 

— Supongo que sí. 

Podría significar que Kiriyama simplemente no puede permitirse el lujo de relajarse. 

Después de la conclusión de nuestra conversación con Kiriyama, por fin estábamos de regreso. En el camino de regreso, Karuizawa, que caminaba detrás de mí, me llamó. 

— Es como si esto se hubiera desarrollado mucho más allá de mis expectativas. 

— ¿Qué te parece? ¿sobre lo que el vicepresidente Kiriyama dijo antes? 

— No hay forma de que sepa nada de eso. Puede ser porque todavía no sé por qué odia al Presidente Nagumo en esa medida. 

Esos pensamientos de Karuizawa, se parecen a los míos. Una persona sabia no se acercaría más.... podría ser verdad. Para conseguir al Horikita mayor como aliado, había considerado convertir temporalmente a Nagumo en mi enemigo, pero a pesar de todo seguía sintiendo que esa elección no era la correcta. 

Ya es bastante triste, gracias a que me divertí durante el relevo contra el Horikita mayor en el festival deportivo, Nagumo acabó despertando su interés en mí. Por supuesto, si hago que Nagumo piense que simplemente su miedo es infundado, pronto se olvidará de mí, pero dependiendo de la situación, también puede moverse para deshacerse de mí. Si tomo lo que me dicen al pie de la letra, Nagumo nunca tolerará la existencia de sus enemigos. 

— Por cierto. ¿Qué fue eso de antes...? Lo de compañera. 

— ¿No te gustó? 

— Si por tu parte decides hacerme tu compañera, no se puede evitar aunque no me guste, ¿verdad? 

— Entonces, ¿lo cancelo? 

— ....... Si quieres que me convierta en tu compañera oficial, hay una actitud apropiada y sinceridad que debes tener... 

— ¿Puedes explicarme en detalle esa actitud y sinceridad? 

— ¿Dinero? 

— Oye. 

— Sólo estoy bromeando. Kiyotaka parece ser la persona que, después de todo, estaría en un aprieto por el mero hecho de darme puntos. 

No espero nada, Karuizawa dijo algo así. 

En efecto, ahora mismo, debido a la cuestión del “objetivo”, Karuizawa posee esos puntos privados. 

— Lo más importante ¿está Horikita-san de acuerdo con esto? Si estamos hablando de la compañera de Kiyotaka, es ella, ¿verdad? 

— Es como una vecina para mí. No es ni más ni menos que eso. 

Ya he perdido la cuenta de cuántas veces he repetido esto a otras personas. 

— ¿Entonces significa que soy la única a la que has reconocido? 

— Es cierto que tienes la habilidad. 

— .... Yo, supongo. 

Por supuesto que no es que Horikita carezca de la habilidad. Pero en su caso, me gustaría que tomara un camino diferente, que desarrolle su carácter de líder. Y con el tiempo, Hirata y Karuizawa se convertirán en compañeros para apoyarla. Eventualmente, la Clase D llegará a tener lo que se puede considerar una alineación fuerte, me adelanté e imaginé eso. En última instancia, puede decirse que el hecho de que se convierta en eso o no depende de la capacidad de Horikita. 

— Como no se puede evitar, me convertiré en tu compañera. 

Por supuesto, hasta ahora ha realizado sus tareas adecuadamente, pero una vez más, confirma su compromiso. 

— Si te sigo, podría conseguir tu favor. 

— Eso.... es algo que es mejor que no esperes, creo. 

Si tuviera que decirlo, es mucho más probable que sufra algún daño. 

— Puede que te marquen como enemigo junto conmigo, ¿sabes? 

— ¿Te refieres al presidente del consejo estudiantil? 

— Es el más probable. 

— Quiero decir, incluso si nos convertimos en enemigos del Presidente Nagumo, si es Kiyotaka, deberías ser capaz de hacer algo ¿cierto? 

— En cuanto a fuerza física y calidad académica, estoy seguro de que no perderé contra él. 

— Como era de esperar. Bastante bien. 

Karuizawa dice eso con una sonrisa traviesa. 

— Sin embargo, cuando se trata de una batalla en la que se aplican las reglas de esta escuela, no hay nada absoluto. Si utiliza algo así como una estrategia de ataque suicida con el uso de un sacrificio, puede ser capaz de lidiar con la derrota de la expulsión contra nosotros. 

— Estrategia de ataque suicida. 

— Bueno, puedes pensar en ello como una extensión del incidente en el que Sudou se peleó con Ishizaki y los otros de la Clase C. Si hubieran estado en complicidad con el presidente del consejo estudiantil que presidió como juez, el resultado habría sido muy diferente. 

Y además, si hubiera sido elevado de un simple incidente de violencia, podría haber ocurrido la expulsión. 

— Umm, realmente no lo entiendo. Ese incidente, no me interesaba en absoluto. 

— .... Comprendo. Entonces, por favor, no te preocupes. En cualquier caso, independientemente de su conveniencia, “expulsar a alguien”, es una tarea relativamente sencilla. 

Naturalmente, ese es el caso excluyendo los sacrificios que habría que pagar para que eso ocurra. 

— Así que significa que si ya no le importa seguir fingiendo, Kiyotaka también estaría en peligro. 

Por ahora, ya que ha llegado a una respuesta correcta, lo dejo así. 

— Eso es lo que significa. 

No importa cuánto refuerces tu seguridad, siempre hay una manera de entrar. De esta manera, el ataque del enemigo tampoco puede ser bloqueado con un 100% de certeza. Lo que se necesita para bloquear este ataque, aunque sea un poco, es sagacidad y un colaborador. 

— Si se trata de eso, te salvaré. 

— Qué compañera tan esperanzadora. 

— ¿Lo dices en serio? 

— Sí. 

— Ya veo. Y lo que es más importante, Kiyotaka, ¿qué clase de estudiante de secundaria fuiste? No hay absolutamente ninguna manera de que fueras normal. 

— Puede que fuera un estudiante de secundaria común y corriente. 

— De ninguna manera, de ninguna manera. Si alguien como tú fuera normal, la definición de normalidad de todo el mundo sería anulada. 

Karuizawa movió intensamente sus manos de izquierda a derecha mientras lo negaba por completo. 

— Eres inteligente y fuerte en las peleas también, pero normalmente eres muy callado. Hay zonas donde puedes ser un poco ingenuo con el mundo. Y honestamente, lo que estás haciendo es un lío. 

— Entonces, desde tu punto de vista, ¿qué clase de estudiante de secundaria crees que era? 

— Te lo pregunto porque no lo sé. 

Quejándose, hace pucheros. 

— Una hipótesis servirá. 

Como ella ya tenía ganas de preguntar, intenté preguntárselo. 

— Uuuuu~mmm... 

Quizás no tenía una respuesta inmediata que dar, Karuizawa se cruzó de brazos e inclinó la cabeza. 

— Si esto fuera un manga, yo diría que eres un agente que se crió estrictamente en una institución desde la infancia, o algo parecido. No sé, no puedo pensar en otra cosa que no sea eso. 

Mirando en una dirección lejana, Karuizawa contestó con una precisión que estaba más allá de la imaginación. 

— Ahh, cielos, no lo sé. Me rindo. ¿Cuál es la respuesta correcta? 

— Eso es un secreto. 

— Uwa---. Después de preguntarle a alguien todo eso, pensar que ni siquiera me lo dirás. 

— Nunca dije que contestaría. 

— Un día, haré que me lo digas. 

— No será nada interesante, así que no te hagas ilusiones. 

— Ahh, empezó a nevar. 

— .......................... 

Karuizawa parecía no escuchar mis palabras. Sólo era leve, pero había empezado a nevar. Desde medianoche hasta la mañana, parece que la nieve se va a acumular de nuevo. Después de mirar al cielo, cuando volví a mirar a Karuizawa, ella me miraba fijamente. 

— .... Hablando de eso, Satou-san te lo dio, ¿verdad? Un regalo de Navidad. 

— No sé. 

— Es inútil incluso si mientes. ¿Te diste cuenta de eso desde el momento en que nos reunimos? 

Al pasar mucho tiempo conmigo, parece que está ganando más confianza de la necesaria. La vez que me encontré con Satou, desde la esquina, el papel de regalo había sobresalido. En un día como este, sin ningún significado, uno no llevaría un regalo para otra persona antes de la cita. Con toda probabilidad, era algo preparado para mí, eso había sentido. 

Probablemente, si su confesión hubiera tenido éxito, tenía la intención de dármelo entonces. 

— ¿Cómo se siente haber perdido eso? 

Me preguntó burlonamente, pero no siento ningún impacto por eso. 

— Ya que eres tú, probablemente no has recibido regalos de nadie antes, ¿verdad? 

Diciendo eso y sin mirarme a los ojos, Karuizawa me presentó una pequeña bolsa. ¿Qué es esto? Pero preguntarle eso sería demasiado desconsiderado. 

— Es un regalo de Navidad de mi parte. Acéptalo con gratitud. 

— ¿Está realmente bien? ¿Si lo acepto? 

— Te estoy consolando por no poder tener una relación, algo así, supongo. Ahh, a cambio retribuirme el doble de esta cantidad debería estar bien. 

— .... Es casi como si me estuvieras estafando. 

Sólo por aceptarlo, mi derrota fue determinada. 

— ¿Lo compraste para mí? 

— Obviamente no. Formalmente al menos, Yousuke-kun y yo estamos saliendo, ¿verdad? Por eso, al menos en apariencia, lo preparé para él. Fui de compras con las chicas que realmente tenían la intención de entregar sus regalos de Navidad y así aproveché la ocasión. 

— No se te escapa nada, ¿verdad? 

En preparación para su cita con Hirata, le compró un regalo. No importa cómo se mire, no hay duda de la relación entre estos dos. 

— Entonces, ¿no habría sido perfecto si se lo hubieras entregado a Hirata? 

— ........ Normalmente eso sería cierto. 

Con sus palabras malinterpretadas, Karuizawa intervino. 

— Oye, Kiyotaka, ya que estamos en el tema de Yousuke-kun, lo siento pero... 

— ¿Hmm? 

— Si rompiera con Yousuke-kun.... ¿ya no sería útil? 

Intervino con eso. 

— ¿Es esa la razón por la que no le diste tu regalo a Hirata? 

— Así es, claro. ¿Es injusto por mi parte decir esto después de que las cosas no funcionaran con Satou-san? 

La idea de que pueda encontrar a Satou más valiosa que Karuizawa, eso es lo que aterroriza a Karuizawa. 

Pero no puedo decir que no hay riesgo en romper con Hirata, ni siquiera de palabra. Es obvio que se trata de una acción que reduciría el valor de la existencia conocida como Karuizawa Kei. 

Sin embargo, ese ya no es el caso. Aunque su valor disminuya, ahora está dentro del rango de lo aceptable. 

— Ya no eres la antigua Karuizawa. Aún sin la existencia conocida como Hirata, no debería haber ningún cambio en tu estatus actual. Nada cambiará. 

— Pero, que yo terminé con Yousuke-kun, fue algo que no se te ocurrió, ¿verdad? 

Las ansiedades que Karuizawa tenía, no eran de ninguna manera triviales. En respuesta a eso, continué hablando. 

— Si el valor de Karuizawa residiera en la continuidad de la relación con Hirata, te habría dicho hace mucho tiempo que continuaras tu relación. El hecho de que no lo haya hecho es mi respuesta. 

Si es Karuizawa y nadie más, esta aseveración debe tener el mayor poder de persuasión. Sólo porque ha visto la forma en que pienso de cerca, ha comprendido que no cometo pequeños errores como éste. 

Si Hirata Yousuke fuera una pieza indispensable para mí, es obvio que habría dado la orden de proteger esa relación. Es sólo que, estrictamente hablando, eso no es verdad. Ya había asumido que Karuizawa querría romper con Hirata, o más bien, la había inducido a quererlo. 

Al mismo tiempo, mi objetivo era incitarla a actuar de forma autónoma, incluso después de perder a Hirata, así como hacerla cambiar su destino parasitario hacia mí. 

En otras palabras, hasta ahora todo va según lo planeado. Aunque no esperaba que irrumpiera en mi cita con Satou, como resultado pude conectar con Karuizawa con más fuerza que antes. 

— Entiendo.... la verdad es que ya he estado hablando de esto con Yousuke-kun. Ya que ambos estamos en una relación falsa, alargar esto más no es bueno. Estaba dudando. 

Diciendo eso, ella continuó. 

— Y además, el papel de la novia de Yousuke-kun fue algo que me aseguró influencia, pero por si sirve de algo, también hubo una presión o algo así que me afectó mucho. 

Ahora que los alrededores se han estabilizado, desea dejar esa carga. Karuizawa lo afirma. Ignoré esa linda mentira suya. No tengo muchos problemas con ello, pero mirarlo desde la perspectiva de Karuizawa es un error. Si estuviera en el lugar de Karuizawa, por si acaso, hubiera dejado un seguro. Pensando de antemano en el caso de que ya no le sea útil, quédate con Hirata. Y en el caso de que Hirata ya no sea útil, quédate conmigo. Eso hubiera sido lo ideal. Pensar antes de actuar. Tenía todo el derecho de adoptar esa estrategia. 

Karuizawa también lo entiende. Si aun así, rechaza ese seguro, eso también está bien. Llevar a cabo todas esas estrategias también requerirá mucha resistencia, eso también es un hecho. 

Si a partir de una pequeña fisura abierta pierde a los dos al mismo tiempo, el impacto de ese momento sería más del doble. Simplemente puede construir una estrategia que se ajuste a su nivel. 

— Estoy seguro de que todos en la clase se sorprenderán cuando empiece el tercer semestre. 

— Supongo que es verdad. 

Hirata y Karuizawa son una gran pareja y son famosos incluso fuera de nuestra clase. En particular con respecto a Hirata, incluso en ese mismo día una nueva candidata a novia aparecerá. 

— Ese tipo, ¿crees que saldrá con alguien más? 

— Aunque me preguntes eso, no conozco a Yousu............. no, no es que conozca tan bien a Hirata-kun. Pero en algunas zonas, como Kiyotaka, puede ser genial. Mientras pretenda salir conmigo, no podrá salir con otra chica, y puede que ni siquiera le interese tanto el amor. 

— Aunque vuelvas a llamarlo Hirata, ¿me sigues llamando así? 

— Ahh........... Ya veo. ¿Es mejor si lo cambio de nuevo? 

Karuizawa parecía insatisfecha cuando levantó la vista. 

— Eso no es lo que quise decir. Eres libre de llamarme como quieras. 

En nuestro grupo actual, no estamos exactamente en base al nombre de pila, pero a veces nos dirigimos unos a otros por nuestros nombres. 

— Esta podría ser una buena oportunidad. 

Me detuve y volví a mirar a Karuizawa, que caminaba un poco detrás de mí. 

— Entonces también te llamaré “Kei”. 

— ¡Tauwa! 

— ¿....Tauwa? 

— ¡N-n-n-n-nada! ¿Por qué Kiyotaka también me llama por mi nombre de pila? 

— Si uno usa el apellido y el otro usa el nombre, no se siente bien. 

No podía entender la sensación de distancia entre nosotros dos, es fácil obtener una imagen que no está enfocada. Si Kei desea llamarme por mi nombre de pila, entonces hacer lo mismo por ella también es natural. 

Pero aunque diga que, en lo que respecta a nuestro entorno, la relación entre Ayanokouji y Karuizawa sigue siendo la misma de siempre. Esto es algo omnipresente e inalterable. 

— Por cierto.... para aclarar las cosas. La persona que propuso la cita doble no fuiste tú, sino Satou, ¿verdad? 

— ¿Qué se supone que significa eso? 

Diciendo eso, trató de engañarme, pero pude ver su impaciencia por haber golpeado repentinamente la diana. 

— Tu actuación fue muy acertada, pero en algunos casos, las acciones de Satou eran extrañas. 

— Ahh---.....como pensé ¿te habías dado cuenta? También pensaba que Satou-san estaba actuando sospechosa. 

Parece que Kei también tenía algo que decir sobre la actuación de Satou. Me metí la mano en el bolsillo. Recordé que había puesto una pequeña bolsa de papel en ella. 

— Así es. También tengo un regalo de Navidad para ti. 

— ¿Ehh? ¿En serio? 

— Mentí. 

— ¿Quieres que te den una paliza? 

— Más precisamente, es un regalo normal. Creo que puede ser un producto innecesario para ti, pero... 

Saqué la bolsa de papel de mi abrigo y se la entregué a Kei. 

— .... Espera, ¿qué pasa con esa bolsa de farmacia? ¿Te estás burlando de mí? 

Aunque dijo eso revisó el contenido y quitó la cinta de celofán. 

Lo que salió de ella no fue ni un accesorio llamativo ni un lindo juguete de peluche. 

— ¿Medicamentos para el resfriado y un recibo....? 

— No te preocupes por el recibo, por favor tíralo a la basura. 

— Oye, este recibo tiene las 10:55 de la mañana del día 23 escrito en él.... 

Aunque le dije que no se preocupara, Kei lo miró fijamente. 

— De regreso después de comprarla, las vi a Satou y a ti juntas en el Centro Comercial Keyaki. Así es como me di cuenta de que la cita doble era una cita establecida desde una etapa relativamente temprana. Pensaba que tu salud se habría deteriorado, pero parece que la predicción estaba espectacularmente fuera de lugar. 

— Así que...... eso significa que la razón por la que no me llamaste por preocupación fue.... 

— Tampoco llevabas una mascarilla, incluso desde lejos podía ver que estabas saludable. 

— Si estás tan preocupado por mí... en vez de hacer las cosas de una manera tan indirecta como ésta, haz cosas como visitarme antes o al menos llámame. Podrías haberlo confirmado así. 

— En un dormitorio tan llamativo, no puedo permitirme visitar directamente tu habitación. Contactarte por teléfono sería una forma efectiva de hacerlo, pero también tuve en cuenta que en ese caso te comportarías con dureza. Porque odias mostrar tu debilidad. 

— Pero como resultado, ¿no significa que has malgastado dinero en la medicina para el resfriado? 

— Si es sólo el costo de la medicina para el resfriado, es bastante barata. También puedo usarla en otra ocasión. 

— Ese.... podría ser el caso.... parezco tan idiota ahora por pensar que no estabas preocupado por mí y por guardarte rencor. 

Diciendo eso, Karuizawa bajó la cabeza. 

— También estuve muy involucrado en ese incidente en la azotea. Hice algo inhumano hasta el punto de que no puedo quejarme aunque me golpees. Aunque sea al día siguiente, si me pongo en contacto contigo innecesariamente, he pensado que supondría una carga para tu mente y tu cuerpo y es por eso que te he evitado. Parece que eso también era una preocupación innecesaria. 

Lejos de tener que hacer contacto, pensar que sería Karuizawa quien se acercaría a mí. 

— No he leído bien la fuerza de tu corazón. 

— Así es, así es. No me subestimes. 

— Ante esta Karuizawa de corazón tan fuerte, permíteme confirmar una cosa más. 

— ¿Qué es lo que quieres confirmar? 

— De ahora en adelante me gustaría evitar hacer cosas llamativas. Pero, dependiendo de la situación, puede que tenga que moverme tras bambalinas como lo he hecho hasta ahora. En ese momento, como siempre lo has hecho, por favor préstame tu poder. 

— ¿No es un poco tarde para decir eso? Dilo durante toda la charla de antes de la compañera. 

— Así es, supongo que sí. 

Tras un breve silencio, Karuizawa suspiró una vez con franqueza. 

— Está bien, te echaré una mano. A cambio, con todo tu poder, protégeme, ¿de acuerdo? Si mi relación con Hirata-kun termina, pueden suceder varias cosas problemáticas. 

— Sí, lo prometo. 

Más allá de las gruesas nubes, el sol comenzó a ponerse. 

Los dos juntos, mirando el sol que ya no era visible. 

— La Navidad también ha terminado. 

— Si mal no recuerdo.......la Navidad va desde la noche del 24 hasta la noche del 25, ¿no? 

Es por eso que los novios pasan la mayor parte del tiempo juntos desde la noche del 24 hasta la noche del 25, según se dice. 

Porque puede considerarse la mayor felicidad para una pareja de enamorados dar la bienvenida juntos al momento en que el día 25 comienza. Sin embargo, en lo que respecta al mundo, se puede pensar que la Navidad tiene circunstancias ligeramente especiales. Es porque el calendario de la iglesia heredado del calendario judío determinaba que iba desde el 24 de diciembre hasta el 25 de diciembre. 

Pero casi no hay parejas que conozcan el judaísmo o el nacimiento de Cristo. Se podría decir que en los tiempos modernos, se ha convertido en un evento de moda al convertirse en una novedad. 

La Navidad de este año, incluyendo la Nochebuena, ha estado bastante ocupada. Pronto terminará el primer año. 

— Volvamos, ¿sí? 

— Sí. 

Empiezo a caminar. Y entonces, con un ligero retraso, Kei también empieza a caminar. 

En este año, mirando en retrospectiva, la persona con la que me he acercado más, puede ser Kei, que está detrás de mí. Esto es algo que probablemente también siente la propia Kei. Antes de darme cuenta, se había convertido en una existencia esencial para mí. Llamar a esto amistad, puede ser un poco grosero con Kei, pero.... es sólo que, de ahora en adelante, si puedo aspirar a la clase A y cortar mi conexión con el consejo estudiantil, en ese momento podríamos ser amigos... no, siento que podría cambiar en algo más allá de eso. 


-------




Hasta aquí llegó el Volumen 7.5. lo que voy a mencionar a continuación no lo considero spoiler porque nada más había que hacerlo oficial. Esto es de las historias cortas que vienen en el volumen que por el momento no voy a traducir, hasta que me ponga al corriente con la serie. Bueno, hay tres historias cortas de Karuizawa, que en realidad es lo que mismo que pasa en el volumen pero desde su punto de vista, la primera es durante la cita con Satou, donde según hace de cupido. Creo que la segunda y tercera (no me hagan mucho caso, por lo menos la tercera sí) es lo del epílogo y donde por fin acepta, para sus adentros, que está enamorada de Ayanoukoji. Así que a partir de este momento Karuizawa está oficialmente enamorada de Ayanokoji.  









4 comentarios:

  1. Odiaria que se quede con Airi y no con Kei, pero la tendencia de los protagonistas suele ser quedarse con personas tipo Airi. Ah no sé

    ResponderBorrar
  2. A mi no me jodan si estos no terminan juntos me voy a cabrear

    ResponderBorrar
  3. Que giro tan inesperado, pero prefiero que se quede con ella <3

    ResponderBorrar